¿Cual Es la Mejor Traducción de la Biblia?

Esa pregunta es común. Esa pregunta también es difícil de contestar. Algunos se atreven, aunque es difícil, y dicen cual traducción les parece mejor. Pero el problema con la pregunta y la clave a su dificultad es que es una mala pregunta; no esta hecha bien.

¿Cual es el problema con esta pregunta? Que es una pregunta incompleta, y cuando la gente la hace, necesitan entender que no están haciendo la pregunta bien. Además, cuando intentamos darle respuesta a una pregunta mal hecha, no vamos a dar buena respuesta. Nos toca hacer buenas preguntas para poder recibir buenas respuestas.

La verdad es que no hay una traducción que es superior a todas las demás. Lo que la pregunta no toma en cuenta es la naturaleza de la traducción, sus limitaciones. Lo que implica la pregunta, y la implicación es importante porque es peligrosa, es que una traducción es suficiente para todo, y no lo es.

En nuestras iglesias, en nuestro contexto cristiano estemos donde estemos, debe existir la influencia del original en la enseñanza que recibimos. Esto no es decir que un creyente no puede aprender y aprovechar mucho de una traducción, pero si es verdadero el dicho que si perdemos la habilidad de manejar los idiomas originales de la Biblia, vamos a perder el evangelio. Cuando hacemos la pregunta como si hubiera una traducción superior a todas las otras, hacemos que una traducción sirva para más de lo que puede servir, y la subimos al nivel de los originales.

La pregunta debe ser, cuando alguien quiere saber cual es la mejor traducción, ¿mejor para que? Se trata de determinar cual traducción es más útil para cierto uso.

Cuando traducimos, tenemos que interpretar. No hay traducción de un idioma al otro que este libre de las interpretaciones del traductor. Simplemente es imposible traducir letra por letra todo. Algunos quieren ser mas literales e interpretar menos. Eso esta bien, pero tiene dos consecuencias:

1 Que no es tan obvio cuando están interpretando, porque es infrecuente. Toda traducción interpreta, a no ser que sea como un interlineal que es demasiado literal para ser útil en la lectura. En las traducciones que dicen ser mas fieles en cuanto a la falta de interpretación, pues hay que recordar que todavía esta presente de vez en cuando.

2 Que cuando uno es más literal, uno sacrifica a veces entendimiento. Por eso se interpreta: para dar mas bien el sentido de los modismos, de los dichos, de las expresiones que no tienen equivalente en el otro idioma. Entre mas literal la traducción, mas dificultades presentara para el entendimiento del lector.

Algunos quieren ser más dinámicos, y en vez de adherir tanto a las palabras mismas del original, interpretan para dejar claro el sentido. Esto también tiene sus consecuencias:

1 Estamos dependiendo de las interpretaciones de otros para entender la Biblia. Claro, ellos son expertos y sus interpretaciones suelen ser muy buenas y útiles, pero en tantas interpretaciones habrán unas con las que no estamos de acuerdo. Y entre las traducciones dinámicas, hay unas que llegan a ser paráfrasis—que también tiene su uso; después de todo, eso fue lo que hizo Esdras cuando leyó la ley en Hebreo y parafraseo en Arameo para que el pueblo que no dominaba el Hebreo, entendiera.

2 La lectura suele ser mas clara. Cuando en la literal te dicen que 11 codos o 60 estadios, en la mas dinámica te dirán que 3 metros y 11 kilómetros. Es mucho mas fácil de entender. Pero también puede ser que aclaren algo simplificándolo demasiado, que reduzcan algo que de por si es complicado.

Por eso debemos tener entre nosotros quienes son hábiles en el uso del original. Exégesis es un trabajo que solo se hace con el original. Pero también debemos poder manejar varias versiones, sabiendo para que son útiles. Para un estudio mas detallado, pues uno literal nos sirve mejor. Para el trabajo rutinario de exponer las escrituras, alguna traducción que mas se adhiere a las palabras es mas conveniente. No necesitamos que nos aclare tanto las cosas la traducción, ya que ese es el trabajo del predicador. Pero por el otro lado, cuando estamos leyendo, familiarizándonos con el contenido, queriendo ver a largos rasgos lo que dice la Biblia, pues uno mas dinámico es muy útil. Si tu traducción te dice que el camino a Emaús era de 60 estadios, difícilmente comprendes de una vez la distancia. Pero si te dice 11 kilómetros, pues te das cuenta que demora mas o menos 2 horas recorrer esa distancia, y entiendes mejor lo que esta sucediendo. De igual manera, si el idioma es actual y la expresión es una común, podrás avanzar sin pausas para investigar, y tener así una impresión general del contenido, que es algo muy útil.

-Joel Zartman

Anuncios

One Comment to “¿Cual Es la Mejor Traducción de la Biblia?”

  1. Sobre traducción recomiendo lo siguiente:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: